El HCD de San Isidro preocupado por los tarifazos a clubes y ONGs

El Concejo Deliberante de San Isidro aprobó esta tarde por unanimidad, un proyecto de resolución en el que expresa su preocupación por los aumentos de tarifas que afectan a los clubes de barrios y a las ONGs del distrito al tiempo que le solicitan a los organismos de control que, de forma inmediata, apliquen la tarifa social para estas instituciones; asimismo el cuerpo adhirió a la convocatoria de “Ni una Menos” para el día tres de junio, desde la oposición le pidieron al possismo más presupuesto para el área de mujer y criticaron la subejecución de los recursos destinados a esa dirección. Sobre tablas, el Concejo Deliberante aprobó un proyecto de resolución en el que expresa su preocupación por los aumentos de tarifas a los clubes de barrio y ONGs de San Isidro y en el que solicitan de forma inmediata a los organismos de control la aplicación de la tarifa sociales a las instituciones anteriormente aludidas. El proyecto nació a la vez de dos proyectos presentados por el Frente para la Victoria y el bloque Consenso por San Isidro.

Ambos proyectos se unificaron en uno con el consenso de los bloques, aunque Federico Gelay autor de uno de ellos dejó en claro que no fue consultado.

A su vez subrayó que los tarifazos provocarán “el quebranto de muchas instituciones intermedias” y enfatizó que “no tenemos que pedirle a los organismos de control por la tarifa social sino interpelar a los órganos ejecutivos que son el gobierno nacional y el provincial”.

Leandro Martin del PJ-FPV por su parte destacó que “a los clubes de barrio se les está haciendo cuesta arriba pagar las tarifas” y pidió que sean tomados como sujetos de tarifa social a la vez que bregó para que el municipio subsidie a estas instituciones.

Desde el possismo Carlos Bologna cruzó a Gelay: “Su proyecto es una barbaridad jurídica y tiene una total falta de conocimiento, de criterio y lógica”. Por otro lado contó que el secretario de deportes Carlos Mac Allister recibió a los clubes de zona norte y se acordó retrotraer los valores hasta antes del aumento, a la espera de que sean beneficiados por la tarifa social, algo que el concejal dio por hecho añadiendo que el gobierno nacional lo va a anunciar en las próximas horas.

Gelay volvió a pedir la palabra y acusó a Bologna de “embarrar la cancha” y “sacar de contexto a travís de chicanas miserables”. Asimismo pidió abogar por “una excepción permanente del ABL a las instituciones para que no tengan que mendigarle mes a mes al municipio”.

Rodrigo Seguín del PRO pidió al municipio que siga el ejemplo de Morón, Tres de Febrero y Pilar y que subsidie a las instituciones.

El cierre estuvo a cargo del possista Andrís Rolón quien aclaró que “en San Isidro nadie viene a mendigar”. Finalmente señaló que “aplaudo que todos breguen por subsidios a las ONGs cuando hace semanas decían que eso era falta de transparencia”. El proyecto fue aprobado por todos los concejales presentes.

Por otro lado, se aprobó tambiín por unanimidad y sobre tablas un proyecto declarando de interís y adhiriendo a la convocatoria “Ni una menos” el tres de junio en repudio a los femicidios y a toda violencia contra la mujer. En este caso tambiín se unificaron dos proyectos.

Una de las impulsoras, Marcela Durrieu del Frente Renovador manifestó que “este tiene que pasar de ser un problema de las mujeres para que sea un problema de la sociedad toda”. Además dejó en claro que “no es un grito al vacío, le reclamamos a los tres poderes del Estado porque esto no se va a resolver con una ley”.

Seguidamente, remarcó que “queremos que esta declaración tambiín se vea reflejada en las acciones que el municipio hace por las mujeres con un presupuesto y recursos destinados a acciones concretas y no meramente discursivas”.

Clarisa Demattei de Con Vocación por San Isidro en tanto, brindó cifras de los femicidios y criticó la subejecución de la partida destinada a la dirección de la mujer en San Isidro. Pidió además que esta declaración se vea reflejada en el presupuesto con los recursos y las acciones necesarias para esa área.

Por último Leandro Martin del PJ-FPV sostuvo que “es momento de que el municipio empiece a tomar políticas en serio respecto de la violencia hacia la mujer”.

Fuente: zonanortediario.com.ar