“Si el juego estuviese bien fiscalizado por el Estado se solucionarían muchos de los problemas estructurales que tiene la Provincia”

El secretario gremial de ATE Tigre y delegado de Casinos, Leandro Saint Bonnet, dialogó con Zona Norte Diario Online respecto de la histórica movilización de trabajadores acaecida el pasado viernes, donde se dio la unidad de todas las agrupaciones frente a los Casinos de Tigre y Mar del Plata con diversos reclamos. “Si el juego estuviese bien fiscalizado por el Estado se solucionarían muchos de los problemas estructurales que tiene la Provincia, es mucho el dinero que se genera”, expresó. Además criticó el avance de grande grupos privados en los Casinos y el juego on line.

Respecto de la movilización del pasado viernes, Leandro Saint Bonnet expresó que “creemos que el camino es la unidad, por eso nos sumamos a la búsqueda de consensos. Los planteos que hicimos el viernes son netamente estructurales: carecemos de una estructura para empezar a negociar paritarias o convenios colectivos de trabajo. Tenemos y dependemos de una ley nacional en un ámbito provincial”.

Consultado sobre lo que está sucediendo en los Casinos y en particular en el de Tigre dijo que “el Casino de Tigre tiene tres pisos y nosotros estamos trabajando solamente en las máquinas tragamonedas que son explotadas por el sector privado. Las mesas tradicionales que son las que generan recursos en la Provincia están cerradas y si hay un protocolo para máquinas también se podría haber implementado un protocolo para las mesas tradicionales. El Estado está ausente en cuidar los recursos de la Provincia, le hacemos el servicio a los grandes sectores privados”.

Por otro lado, dejó en claro que “los recursos que genera la industria del juego en la Provincia de Buenos Aires son muchísimos y si estuviesen bien fiscalizados hoy no tendríamos ningún inconveniente en lo que es educación y salud. Este gobierno le dio prioridad a los sectores privados habilitando el juego on line, que genera infinidad de recursos precarizando la mano de obra de los trabajadores de Casinos, además de que tiene un impacto social de ludopatía que va a ser incontrolable”.

“No se puede transferir el control del juego al sector privado, está establecido en la Constitución provincial. Si el juego estuviese bien fiscalizado por el Estado se solucionarían muchos de los problemas estructurales que tiene la Provincia, es mucho el dinero que se genera”, agregó.

A su vez se refirió a la situación de los trabajadores: “Hoy se cobra un salario a la baja con los aumentos paritarios que fueron muy por debajo de la inflación. La estructura salarial es indigna, está por debajo de la canasta básica”.

Finalmente, respecto de los protocolos enfatizó que “los Casinos abrieron con un protocolo atado con alambre con la particularidad de que en el Casino de Tigre no tenemos a nadie idóneo en la secretaría de seguridad e higiene . El protocolo es negligente porque no hay intención de cuidar al trabajador, al apostador; el aforo es por metro cuadrado pero toda la gente está en planta baja”.

Fuente: (Sebastián Vargas para www.zonanortediario.com.ar)

loading...