Cristina felicitó a Barack Obama por "interpretar las esperanzas de EEUU"

La presidenta Cristina Fernández de Kirchner felicitó hoy al presidente electo de los Estados Unidos, Barack Obama, por "haber logrado interpretar los sueños y las esperanzas del pueblo americano".
"El ciclo que se abre hoy en su país es, antes que nada, un gran hito de una de las epopeyas mas apasionantes de la historia, la lucha contra la discriminación, y por la igualdad de oportunidades", señala el mensaje de dos carillas enviado por la presidenta a Obama y que se dio a conocer esta mañana en Casa de Gobierno.

Cristina en su mensaje al mandatario electo recordó la figura de Martín Luther King y su lucha contra la discriminación racial, y finaliza diciendo: "Se que contamos con usted, y quiero que usted sepa que puede contar con mi sincera amistad".

"Es sin duda un momento de gran alegría y, al mismo tiempo, surge la necesidad de recordar a aquellos hombres y mujeres que dieron el más grande sacrificio en la lucha por una sociedad de igualdades: sus vidas", indica en la misiva.

Asimismo, destacó lo "mucho" que "hemos logrado en Amírica Latina" y añade: "Tambiín nosotros hemos dado, y continuamos dando, la gran batalla por la igualdad social".

La mandataria argentina señaló además que "así, como quienes enfrentaron el desafío de una guerra mundial entendieron la importancia del multilateralismo, tambiín nosotros debemos efectuar con la misma nobleza e inteligencia pero, al mismo tiempo, profundizar los cambios necesarios y urgentes para que el multilateralismo de respuestas a las complejidades de nuestras realidades".

Desde el gobierno, tambiín el canciller Jorge Taiana celebró el triunfo de Obama y lo señaló como "un mensaje de esperanza" y el fin de una etapa de "neoliberalismo" y "unilateralismo" en el país del norte.

"El triunfo de un candidato como Barack Obama en los Estados Unidos es un mensaje de esperanza y una comprobación de que se está cerrando un ciclo en el mundo, un ciclo dominado por una ideología que fue el neoliberalismo y una política que fue el unilateralismo y la imposición de las posiciones", dijo el canciller.

Agregó que "ese mundo está agotado y hoy requiere un diseño distinto, un dialogo distinto y una visión distinta" y sostuvo que la profunda crisis económica que se generó en EEUU "es en buena medida consecuencias de esas políticas".

Al ser consultado sobre la perspectiva que abre la llegada de Obama al poder en la relación bilateral con Argentina, el canciller señaló que "sin duda el nuevo gobierno de Estados Unidos dará una posibilidad amplia de profundizar los valores compartidos" entre ambos países y sociedades.

Por otra parte desde la oposición, Gerardo Morales dijo que espera que Obama, "comprenda el potencial de los países de nuestra región" y que "implemente políticas adecuadas de comercio e integración".

En un comunicado, sostuvo que "si bien para las últimas administraciones, la Argentina casi no estuvo en agenda, esperemos que el nuevo gobierno comprenda el potencial de los países de nuestra región e implemente políticas adecuadas de comercio e integración".

En ese aspecto, incluyó la migración, energía y narcotráfico, temas que consideró "no son menores, y deben abordarse seriamente entre los Estados, fuera de la perversa lógica de la guerra preventiva".

En tanto Elisa Carrió de la Coalición Cívica afirmó que el triunfo de Obama "es extraordinario para la humanidad".

"Que un negro sea Presidente de los Estados Unidos, es extraordinario para la humanidad, habla de esperanza cierta en el futuro del mundo y revela las virtudes profundas de la democracia y de la República aún en tiempos de oscuridad y de crisis", sostuvo Carrió en un comunicado.

En tanto, el gobernador de Entre Ríos, Sergio Urribarri, afirmó que el capitalismo "está enfermo porque en sus extremos provoca una desigualdad intolerable a la condición humana" y, en ese sentido, estimó que la llegada de Obama a la presidencia de los Estados Unidos "es una esperanza para el mundo".

"Quizás vemos en Obama un sueño, una utopía de cambio. Todos le deseamos suerte para que lidere ese nuevo mundo. La pregunta es si estaremos dispuestos a acompañarlo, desde la política y desde las actitudes puertas adentro de nuestros hogares, a íl y a todos quienes plateen seriamente el cambio", puntualizó.

Finalmente, el ex embajador argentino en Cuba, Raúl Taleb, sostuvo que con este triunfo "termina una etapa nefasta para el mundo, que fue la de (George) Bush".

Sin embargo, el ex diplomático advirtió que, con el triunfo del demócrata "los argentinos no debemos esperar grandes cambios", porque nuestro país "no ha entablado una relación con el país del norte".

Fuente: zonanortediario.com.ar

loading...