Colectivos del área metropolitana reducen su servicio desde el miércoles

Cámaras del sector de transporte de pasajeros anunciaron una reducción del servicio a partir del próximo miércoles en reclamo de la demora por parte del Estado en acreditar los fondos destinados al pago del aumento de sueldos acordado con la UTA.

Las cámaras empresarias del transporte público de pasajeros del Área Metropolitana de Buenos Aires (AMBA) realizarán a partir del próximo miércoles 9 de diciembre una reducción de servicios, con el fin de hacerle frente a los pagos de salarios y costos “con el nivel de ingresos de que disponen”.

La Asociación Argentina de Empresarios del Transporte Automotor (AAETA),la Cámara del Transporte de la Provincia de Buenos Aires (CTPBA) y la Cámara Empresaria del Transporte Urbano de Buenos Aires (CETUBA) difundieron el comunicado en el que desarrollaron los motivos de esta medida.

“Para intentar hacer frente al pago de los salarios de noviembre con el incremento acordado en la paritaria del sector y ante la demora por parte del Estado en acreditar los fondos comprometidos al momento de ese acuerdo, realizarán a partir del día miércoles 9 de diciembre una marcada reducción de servicios”, señalaron las entidades.

Asimismo, las cámaras advirtieron que la medida está pensada para procurar “dar continuidad a la operación” y “evitar su total paralización por falta de recursos”.

En el comunicado, informaron que el sector está atrasado un año en el reconocimiento de costos “no salariales” y que a pesar del “congelamiento de tarifas” y de no contar con la totalidad del personal por “efecto de la pandemia”, las empresas trabajan “al máximo de sus posibilidades”.

El transporte de pasajeros fue decretado servicio “esencial” al comienzo del Aislamiento Social, Preventivo y Obligatorio (ASPO) en marzo pasado y hasta el 13 de noviembre no se permitía el traslado de pasajeros parados ni de personal “no-esencial”.

El primero de septiembre las cámaras empresarias firmaron con la Unión Tranviarios Automotor (UTA) el acuerdo partidario por un incremento salarial del 30% con el “compromiso del Estado” de enviar los “fondos correspondientes”, situación que “no ocurrió hasta el presente”, afirmaron.

En el mismo comunicado destacaron que el caso de las líneas provinciales y comunales del AMBA es “más preocupante” por “atrasos verificados en pagos anteriores”, situación que se “repite en cada acreditación”.

“Las empresas realizaron un gran esfuerzo, postergaron otras obligaciones e inclusive se endeudaron para hacer frente a los incrementos de septiembre y octubre, debiendo tenerse en cuenta que los salarios insumen más del 50% del costo total de operación de los servicios”, aseguraron.

Fuente: (www.zonanortediario.com.ar)

loading...