Apelarán el fallo que dispuso imputar un delito menor a un joven por la muerte de Luna Ortíz

La familia de Luna Marianella Ortíz (19), cuya muerte por una aparente sobredosis ocurrió en una vivienda del partido de Tigre en junio de 2017 y por la que había sido condenado un joven a 14 años de prisión, apelará el fallo de Casación Penal bonaerense que ordenó modificar la calificación legal a un “homicidio culposo”, por lo que podría recibir una rebaja de su pena.

Los padres de la joven consideraron que el fallo de Casación bonaerense “fomenta la impunidad de la violencia contra las mujeres, en un contexto dónde se comete un femicidio cada 20 horas” y que “señala como responsable a la víctima”.

La decisión de la Sala I del Tribunal de Casación Penal benefició a Isaías Villarreal (31), quien en abril de 2019 había sido hallado responsable de los delitos de “abandono de persona seguido de muerte y suministro de sustancias estupefacientes a título gratuito” y condenado por el Tribunal Oral en lo Criminal (TOC) 7 de San Isidro a la pena de 14 años de prisión.

Sin embargo, los jueces Alfredo Carral, Ricardo Maidana y Ricardo Borinsky modificaron la sentencia y dispusieron que el expediente debía regresar al mismo tribunal para que realice una nueva audiencia y fije el moto de pena por un “homicidio imprudente”, es decir sin haber tenido intención de matarla.

“Lo que plantea Casación es que cualquier persona que consume sustancias sabe que se está poniendo en una situación de vulneración de manera propia, mientras que en el recurso con el que apelamos decimos que las adicciones tienen una cuestión específica y que ningún adicto se pone en situación de vulneración por propia decisión”, afirmó a Télam Fernanda Petersen, abogada de Marisa y Fernando, madre y padre de la joven.

Además, la letrada sostuvo que en el hecho hubo una “situación de violencia de género porque hubo una captación por las redes sociales, hubo un conocimiento de la situación de adicción y de contexto social de Luna por parte de esta persona”.

“Hoy por hoy, con el contexto en el que estamos, con las estadísticas que hay no se puede dejar de plantearlo en términos de violencia de género porque si Luna hubiese sido Juan no hubiera pasado esto”, consideró.

Petersen añadió que Casación Penal deberá resolver si declara admisible o no el recurso para que la Suprema Corte estudie el caso.

En tanto, Marisa y Fernando convocaron a una reunión abierta por Google Meet para organizar la lucha contra la excarcelación de Villarreal para mañana a las 18.30 en el siguiente enlace: http://meet.google.com/ufz-bjba-ebc.

“Si a este tipo lo dejan libre a nosotros se nos viene el mundo abajo porque vive a cuatro cuadras de nuestra casa y no tienen en cuenta el sufrimiento de los familiares de las víctimas, es un horror porque está preparado para que el femicida salga”, dijo la madre de Luna.

El hecho fue descubierto el 5 de junio de 2017, cuando la Policía encontró muerta a Luna en una casa de la localidad de Don Torcuato, partido de Tigre.

La chica había sido vista por última vez tres días antes, cuando abandonó su vivienda para ir a una entrevista de trabajo en un comercio en el que buscaban a una empleada administrativa.

Ante la demora en regresar a su casa, sus padres realizaron la denuncia por su desaparición en la comisaría de la zona, donde se inició una causa por averiguación de paradero.

Finalmente, la Policía encontró el cadáver de la joven y en la vivienda fue detenido Villarreal, quien dijo que había pasado la noche con la chica tras conocerla circunstancialmente.

Villarreal reconoció que había consumido drogas y alcohol con Ortiz, pero aseguró que cuando se despertó a la mañana siguiente, la joven había fallecido.

El fiscal ordenó que se realice la autopsia al cadáver y también pidió la detención de Villarreal, ante la sospecha de que le suministró la droga a Ortiz y cometió abandono de persona.

La presunción de la familia es que la joven murió tras ser drogada, alcoholizada y sometida a un abuso sexual por parte de un grupo de personas, por lo que consideraron que hubo un “femicidio”, aunque esa calificación legal fue descartada por los investigadores.

Los padres de Ortiz insisten en que hay videos de cámaras de seguridad en las que se ve a su hija salir el viernes por la noche del Casino de Tigre acompañada por este mismo hombre, y que dentro de la sala de juegos se la ve con otros hombres también.

Fuente: (www.zonanortediario.com.ar / Télam)

loading...