Allanamientos desde la madrugada en busca de Sofía

Un amplio operativo con varios allanamientos que comenzó esta madrugada en Río Grande continuaba al promediar la tarde en búsqueda de Sofía Herrera, la nena de 3 años que desapareció hace dos semanas en un camping cercano a esa ciudad fueguina.
"Hay medidas que no podemos dar a conocer, sólo puedo decir que se siguen materializando los allanamientos que comenzaron a la madrugada", dijo telefónicamente a Tílam el vocero oficial de la causa, Luis Alberto Amarfil, prosecretario además del Juzgado de Instrucción 1 de Río Grande.

Sofía desapareció el domingo 28 de septiembre cerca del mediodía en el camping John Goodall, a unos 60 kilómetros de Río Grande, al que llegó con sus padres y otro matrimonio.

Pese a que ya han transcurrido 14 días de búsqueda, incluso con perros rastreadores, los investigadores no descartan que la nena pueda haberse extraviado, aunque una de las hipótesis más fuertes es que alguien se la llevó.

Consultado si la posibilidad del extravío podía dejarse de lado, Amarfil respondió "no todavía, por las características del lugar" donde la nena fue vista por última vez.

"El bosque es tan amplio… ", dijo, como si imaginara a una niña pequeña perdida en ese lugar. "Tiene una geografía bastante particular -agregó-, son como islotes" arbolados de añosas lengas, que suelen derribar los fuertes vientos de la zona.

El vocero dijo que la investigación que encabeza el juez Eduardo López sigue con atención todas las hipótesis: "Trabajamos con mucha fe y esperanza, estamos abocados a encontrarla", aseguró.

Anoche, la búsqueda continuó "hasta altas horas" y desde la madrugada realizan allanamientos solicitados por el juez, precisó el portavoz. "La búsqueda -dijo- es constante, la instrucción no se detiene en ningún instante y la actividad investigativa tampoco".

Esas tareas se desarrollan "en forma sistemática y muy organizada, con varias brigadas, y no va terminar hasta que la encontremos", aseguró.

Amarfil indicó además que las autoridades fueguinas están en contacto con la policía de Chile, donde la semana pasada tambiín buscaron a Sofía por la posibidad de que alguien la hubiese llevado a ese país.

Allí la búsqueda se centró en Porvenir, en la misma isla -a la que se llega por tierra luego de recorrer unos 400 kilómetros desde Río Grande-, y en la zona portuaria por donde se cruza el Estrecho de Magallanes para ir hacia Punta Arenas, la principal ciudad del sur chileno.

En ese caso, el cruce demanda una travesía de 3 horas, pero hay otro lugar por donde atravesar el Estrecho por un sector más angosto, llamado Bahía Azul, que sólo requiere 20 minutos para dejar la isla y alcanzar la costa continental, explicó Amarfil.

A uno y otro lado de la frontera "la búsqueda sigue y la policía está alerta", dijo el vocero, que no precisó el motivo de los allanamientos que desde la madrugada se realizan hoy en Río Grande.

La recompensa para quienes aporten datos que permitan localizar a la pequeña Sofía llegó a los 160.000 pesos, entre las sumas ofrecidas por las autoridades fueguinas, el gobierno nacional y aportes particulares.

Fuente: zonanortediario.com.ar