Cole se copa

Colegiales superó por 1 a 0 a la UAI Urquiza y se clasificó a la próxima ronda de la Copa Argentina; un cabezazo de Ángel Vildozo le dio el triunfo al Tricolor; la cuota negativa es que Matías Roldán sufrió una lesión en una de sus rodillas.En una tarde soleada en Munro, Colegiales hacía su presentación en la Copa Argentina ante la UAI Urquiza, el puntero de la Primera C. Por eso, a pesar de la diferencia de categoría, el partido fue duro de principio a fin.

La primera situación fue para el Tricolor. Luego de un pelotazo largo, Lucio Cereseto picó habilitado y quedó cara a cara con el arquero. El delantero rosarino la quiso acomodar, pero su remate se fue cerca del palo.

Por el lado de la visita, la idea del Furgón era replegarse atrás para salir rápido de contra. Lo más claro nacía en los pies de Pablo Pírez, pero sin la continuidad necesaria para llevar peligro al arco de Horacio Ramírez.

Más tarde, Luis Zeballos probó de media distancia en un intento válido. La pelota buscaba red y Federico Scurnik voló para desviarla al tiro de esquina.

Cuando promediaba la primera etapa se produjo la mala noticia de la tarde. Despuís de intentar robar un balón, Matías Roldán cayó mal y se lastimó su rodilla. El primer diagnóstico fue un esguince, pero los estudios determinarán si se confirma lo peor.

En el complemento, Cole intentaba ser más vertical. Elías Borrego era el jugador más desequilibrante de la cancha. Un centro del talentoso mediocampista le quedó a Tomás Farina, pero la Oveja nunca se terminó de acomodar.

El conjunto de Villa Lynch se repetía en lo mismo, sin profundidad para golpear. Por eso, Atilio Svampa mandó a la cancha a Ramiro Fergonzi, para quemar las naves y atacar con tres puntos.

Y el Picante cumplió. Desbordó por la banda derecha y la sirvió al área para la aparición de Ángel Vildozo, que se anticipó de cabeza y la mandó a guardar para el delirio de la hinchada.

De allí al final, Colegiales sostuvo el resultado y se quedó con la clasificación a la siguiente instancia. Otra vez se mantuvo el arco en cero y Vildozo volvió al gol. El próximo desafío será el domingo ante Flandria, por el torneo local, pero el Tricolor ya empezó a escribir su propia historia.

Fuente: zonanortediario.com.ar