Aprobaron aumento de tasas en el Concejo Deliberante de San Isidro

En una sesión maratónica el Honorable Concejo Deliberante de San Isidro aprobó hoy las ordenanzas Fiscal e Impositiva que facultan al Ejecutivo a crear y aumentar tasas; desde el oficialismo Pablo Fontanet destacó que “hay un ajuste de tasas de entre el 15% y el 20% y se faculta al ejecutivo a hacer ajustes a lo largo del año hasta un 30%”; Marcos Hilding Ohlsson de Con Vocación por San Isidro por su parte enfatizó que “estamos votando un aumento en las tasas que a partir del primero de enero va a ser del 48%, delegando facultades en el ejecutivo”. El primero en hacer uso de la palabra fue el concejal del oficialismo Pablo Fontanet quien explicó que “más del 63% de los recursos que genera el municipio tienen que ver con tasas y derechos”.

Luego en referencia a la ordenanza fiscal subrayó que “hay una modificación en la tasa de interís que se cobra a deudores morosos. De esta manera nos adecuamos a las condiciones de mercado para que se sancione a quien no paga y no se lo coloque en ventaja frente a quien tiene las tasas al día”.

A su vez marcó que “existe un díficit en el sistema de estacionamiento en las áreas centrales y comerciales del distrito. Por ello se preví no cobrar derechos de construcción a todos aquellos emprendimientos que construyan cocheras de estacionamiento”.

Por otro lado explicó que “las tasas ambientales serán cuatro y los recursos se destinarán al desarrollo de políticas ambientales por parte del municipio” aunque aclaró que “no tienen un fin recaudatorio sino alentar políticas amigables con el medio ambiente”.

Por último dejó en claro que “hay un ajuste de tasas de entre el 15% y el 20% y se faculta al ejecutivo a hacer ajustes a lo largo del año hasta un 30%”.

A continuación Marcos Hilding Ohlsson de Con Vocación por San Isidro expusó que “estamos votando un aumento en las tasas que a partir del primero de enero va a ser del 48%, delegando facultades en el ejecutivo”.

“Le estamos dando un cheque en blanco al ejecutivo para que aumente lo que quiera” agregó al tiempo que hizo un pedido para que “las tasas no puedan subir más que la inflación” y denunció un “100% de aumento en el impuesto a la nafta que es inconstitucional”.

En esa línea Ester Fandiño sostuvo que “faltan ideas nuevas” y pidió aplicar una “tasa diferencial a los desarrollos inmobiliarios “.

Marcela Durrieu del Frente Renovador por su parte comparó la inflación con los aumentos de tasas en San Isidro y manifestó que “los incrementos de tasas en San Isidro fueron los más altos de la Provincia de Buenos Aires”.

Por otro lado criticó las “políticas medioambientales” del municipio y la “utilización de los dineros del vecino para que el Intendente haga campaña”.

Federico Gelay del Frente Renovador cargó contra la tasa de combustible por considerarla una “doble imposición”. Asimismo destacó que “entiendo que estamos en un proceso inflacionario pero lo que no entiendo y me preocupa es que no tengamos los números finales de los aumentos para el año que viene”.

Su mayor contribuyente Josí Sánchez Sorondo anticipó que “voto en contra del artículo 49 porque esto no es un ajuste como dice el oficialismo, es un impuestazo”.

Desde el Frente para la Victoria Leandro Martin señaló que “esta ordenanza sigue siendo una trampa y un instrumento vetusto que no plantea ninguna novedad. Además se sigue con esta política abusiva de aumentos, esto es aprovecharse de la bondad contributiva de los vecinos”.

En ese sentido se preguntó: “¿A dónde va todo este dinero que se recauda?”.

El Mayor Contribuyente del possismo Luis Ricardo “turco” Jorge ex Presidente del Concejo generó con su alocución el repudio y la respuesta de varios concejales de la oposición que lo acusaron de hacer alusiones personales y descalificatorias.

Tras varios cruces y chicanas entre concejales y mayores contribuyentes, el cierre quedó a cargo del oficialismo.

Jorge Álvarez explicó respecto de la ordenanza que “en ningún artículo van a encontrar un incentivo a la moratoria, en San Isidro se premia al que cumple” y finalizó con una dedicatoria a la oposición: “No los une el amor sino el llanto”.

En tanto que Andrís Rolón advirtió que “los vecinos de San Isidro pagan las tasas porque tienen una contraprestación que los beneficia” y negó que haya “delegación de facultades”.

La votación en general de las ordenanzas Fiscal e Impositiva culminó con 31 votos a favor (el oficialismo, más los concejales de UNEN Juncos, Pose y Longo y el concejal del Frente Renovador Federico Gelay además de sus respectivos mayores Contribuyentes) y 15 votos en contra (Martin. Girassolli, Bringas y Brest del Frente para la Victoria, Hilding Ohlsson y Abella Nazar de Con Vocación por San Isidro, Durrieu del Frente Renovador, Elizabeth Aguirre de Libres del Sur, Ester Fandiño de Unidos por San Isidro con sus respectivos mayores contribuyentes).

La votación se repitió en particular (artículo por artículo) a excepción de Federico Gelay y su mayor contribuyente Josí Sánchez Sorondo quienes votaron en contra el artículo 49 referido al aumento de tasas.

Fuente: zonanortediario.com.ar