Elaboran protocolos para proteger los trabajadores de la economía popular

El Ministerio de Desarrollo de la Comunidad de la provincia de Buenos Aires difundió hoy los protocolos de prevención del coronavirus que rigen la actividad de los trabajadores de ferias y mercados de la economía popular, emprendimientos textiles y espacios sociocomunitarios de los barrios bonaerenses.

Según informó la cartera provincial a cargo de Andrés Larroque, “en el sector de la Economía Popular, las tareas del cuidado y la asistencia alimentaria son algunas de las actividades esenciales que se siguen desarrollando en los barrios populares, también las unidades de producción textil se adaptaron ante la situación y comenzaron a elaborar insumos sanitarios, como barbijos, cofias y camisolines”.

“Reactivar la Economía Popular, con los recaudos y precauciones necesarias, es también darle a miles de bonaerenses la oportunidad de sostener sus ingresos y así seguir realizando tareas que son de vital importancia para el desarrollo de la comunidad”, precisó un comunicado ministerial.

El protocolo para las ferias y mercados de la economía popular establece que deberá tomársele la temperatura a todo aquel que ingrese a las ferias; deberán lavarse las manos con solución hidroalcoholizada; usar tapabocas y mantener una distancia de 2 metros; en tanto a los trabajadores de dichas ferias, además de estas medidas, se les pide no compartir mate u otro utensilio.

Los puestos de venta deberán respetar la distancia mínima de 2 metros entre los feriantes; marcar el piso para mostrar la distancia requerida y limpiar frecuentemente las superficies y materiales de trabajo, como pisos, puestos y maquinaria con lavandina al 0,1%.

En espacios sociocomunitarios que trabajen con la entrega de viandas, el protocolo establece que “quienes esperen para retirar alimentos deberán formar fila fuera del espacio sociocomunitario, manteniendo una distancia interpersonal de 2 metros; y solamente podrá retirar alimentos un integrante en representación del grupo familiar”.

Con respecto a los trabajadores de emprendimientos textiles, se indica que deberán “trabajar por turnos, asegurando que no se supere la cantidad de un trabajador por 2 metros cuadrados y debe garantizarse la distancia mínima de 2 metros entre trabajadores”.

Con respecto al material producido en esos emprendimientos “debe ser sanitizado antes de ser entregado o vendido”, dice, y recomienda limpiar frecuentemente las superficies y materiales de trabajo, como pisos, manijas de puertas, maquinaria, etc. y ventilar los ambientes en los que se trabaje”.

El ministerio elaboró también un protocolo para aquellos trabajadores que, en el marco del programa Argentina Unidad por la Educación y el Trabajo trabajan en obras de infraestructura escolar reparando, remodelando o ampliando establecimientos educativos.

Para estos trabajadores, el protocolo establece que se les deberá tomar la temperatura al ingreso a la escuela, colocar un trapo húmedo con lavandina y agua para la limpieza del calzado, utilizar tapabocas; no compartir utensilios y se deberá trabajar por turnos, que en ningún caso deberán superar la cantidad de un trabajador por 4 metros cuadrados.

También se deberán limpiar frecuentemente las superficies y materiales de trabajo, como pisos y manijas de puertas y ventilar los ambientes en los que se trabaje.

Fuente:
(www.zonanortediario.com.ar / Télam)