Guillermo Montenegro colaboró en capturar a violador en La Horqueta

Mientras circulaba por La Horqueta, en San Isidro, Guillermo Montenegro -titular de la cartera de Seguridad porteña y candidato a intendente sanisidrense del PRO- auxilió a una joven que había sido abusada; además dio con el agresor y contribuyó a detenerlo.La dramática secuencia se registró en La Horqueta, en el partiio bonaerense de San Isidro, con una estudiante universitaria de 20 años que regresaba a su casa luego de trabajar en un local de comidas y fue interceptada en plena vía publica por un sujeto, que abusó sexualmente de ella entre los arbustos de una propiedad.

La situación siguió de forma inesperada, porque el ministro de Seguridad porteño Guillermo Montenegro, vecino de la zona, pasaba circunstancialmente por el lugar con su auto, observó a la victima y le brindó asistencia, para finalmente colaborar en la detención del degenerado.

El lamentable hecho ocurrió la semana pasada, y el peligroso agresor sexual, un pintor de 26 años, fue detenido acusado por la justicia de “abuso sexual simple con acceso carnal”.

Todo sucedió cuando la joven, que cursa una carrera universitaria y se desempeña laboralmente en un local gastronómico, caminaba por una calle de La Horqueta, alrededor de las 22.30 del 11 de abril, y resultó interceptada por el sujeto, que la amenazó verbalmente y redujo con violencia.

Luego, el agresor la obligó a dirigirse a una zona de arbustos en una propiedad de la zona, donde la abusó sexualmente.

Tras cometer el aberrante delito, el sujeto abandonó el lugar caminando, mientras que la víctima, en profundo estado de conmoción, esperó unos minutos y comenzó a pedir auxilio. En ese marco, sus gritos fueron escuchados por dos empleados de seguridad, que se encontraban en una garita del barrio y se acercaron.

En ese preciso momento, el titular del Ministerio de Seguridad de la ciudad de Buenos Aires, Guillermo Montenegro, pasó por el lugar a bordo de un auto de su propiedad y al observar a la joven victimizada, decidió detener su marcha y brindarle asistencia.

Para no perder tiempo en que la chica recibiera ayuda mídica, el ministro Montenegro se ofreció para llevar a la joven hasta un centro de salud.

Al tiempo que trasladaban a la chica, la propia víctima brindó detalles de la fisonomía y vestimenta del agresor. Así, pudieron saber que se trataba de un hombre de tez trigueña, de 1,65 metro de altura, cabello oscuro y con tonada al hablar (luego se determinó que el abusador es paraguayo). Además, el violador llevaba una campera azul, una bermuda del mismo color y zapatillas blancas.

Con esos datos, y mientras manejaba, el ministro Montenegro observó al sujeto caminando. Previamente, las autoridades locales de la Policía Bonaerense habían sido notificadas por ambos funcionarios de manera telefónica, por lo que había comenzado un operativo cerrojo para que no pudiera darse a la fuga.

Tras percatarse que había sido ubicado, el agresor sexual comenzó a correr. El ministro siguió con la búsqueda del sujeto, ya con el apoyo de efectivos policiales bonaerenses, y finalmente se logró su captura en la intersección de la calle Carlos Tejedor y la colectora de Panamericana.

Una vez reducido, el abusador fue reconocido cabalmente por la víctima del ataque y entregado a la justicia. El ministro de Seguridad bonaerense, Alejandro Granados, mantuvo una conversación con Montenegro, para realizar un seguimiento en la atención de la joven agredida y el correcto funcionamiento de la instrucción penal contra el detenido.

Fuente: zonanortediario.com.ar