Diego Valenzuela: "El kirchnerismo se está desconectando de los sectores populares"

El intendente de Tres de Febrero Diego Valenzuela habló con "Aquí no ha pasado nada", espacio radial de Zona Norte Diario Online. En la charla se refirió al panorama electoral y criticó con dureza al gobierno.

-¿Cómo se preparan en Tres de Febrero para las elecciones de noviembre?

Como siempre, trabajando a fondo, charlando con los vecinos, generando obras. Hoy estuve en una reunión entre Caseros, Palomar y Morón para hacer una obra en esta vía de cargas que puede ser un lindo espacio público, a la mañana con Rodríguez Larreta en Ciudadela y en Lanús también porque soy parte del esquema de campaña provincial y nacional. Con mucho optimismo y con la responsabilidad de saber que estamos construyendo una alternativa y una esperanza para los bonaerenses.

-¿Por qué ganó Juntos en las PASO?

Creo que hay una sumatoria de factores. Uno es que las cosas no andan bien, no se solucionan los problemas. Casi dos años de educación virtual, crisis económica, inflación, inseguridad, se está perdiendo la cultura del trabajo. Todo eso, más nuestra organización, la unidad, haber hecho propuestas que están cerca de la gente, han permitido que la gente vote pasando un mensaje que es contundente y auspicioso respecto a cuestiones institucionales, de querer vivir en una república y no en un atropello institucional, en una división permanente, en un autoritarismo. Por otro lado, salir de la Argentina del clientelismo y los planes e ir a la cultura del trabajo. Esto hizo que incluso los sectores populares nos hayan acompañado en la provincia de Buenos Aires. El kirchnerismo se está desconectando de los sectores populares. Hay una invocación a eso, pero una permanente frustración en la gente que quiere progresar a través del estudio y del trabajo, no que le digan “vení que te doy un plan y andá a hacer un piquete en la 9 de Julio”.

-¿Es viable reconvertir los planes sociales en trabajo en este contexto de país?

Primero tenemos que tener una macroeconomía ordenada, bajar la inflación, crear condiciones para la inversión, discutir el tema impositivo. Tenemos que bajar las tasas e impuestos. Hay una cuestión que tiene que ver con lo macro y tiene que haber un puente del plan de trabajo, que haya una capacitación obligatoria, que los planes no sean para siempre y se le descuente el monto de un plan a un empleador para que pueda empezar una trayectoria laboral. No podemos seguir con una cantidad de planes que no rinden cuenta y con gente que está en una pobreza asistida. Los valores del justicialismo no son los de la asistencia, deberían ser los del trabajo. Al menos, esos son nuestros valores. Somos un PRO que tiene la idea del progreso a través de la cultura del trabajo como eje.

-El presidente anunció que los planes se van a mantener teniendo trabajo. ¿Cómo lo ven?

Se dice que muchas personas que tienen un plan no buscan trabajo para no perderlo. Por un tiempo pueden convivir, pero no puede ser eterno. Tampoco el plan. Tiene que haber una ayuda real en la capacitación, en la empleabilidad. En Tres de Febrero lo hacemos, tengo personas con el Potenciar Trabajo y no están en las marchas, están en alguna cuadrilla, en algún servicio de saneamiento, de reparaciones. Esas personas se sienten dignas trabajando. Se puede convertir al Potenciar Trabajo en un plan laboral, hay que tener decisión y vocación, y no generar un mundo de economía informal cada vez más grande. En la economía popular hay gente valiosa, hay que ponerlos al servicio de que eso se formalice.

-¿Cómo viste lo que pasó en la marcha por el Día de la Lealtad con la destrucción del homenaje a las víctimas del Covid?

Con mucho dolor, hoy lo hablaba con Horacio Rodríguez Larreta. De ninguna manera haría Horacio ni nosotros lo que hizo el kirchnerismo de llevarse las piedras y meterlas de prepo a la Casa Rosada. Es un testimonio de una época y un dolor y hay que ser respetuoso. Veo con preocupación que hay inseguridad y la discusión es con un dibujante. En definitiva, no se logra la solución del problema y que el futuro tenga un rumbo claro.

-Es muy raro que un ministro de seguridad dé datos privados de un ciudadano y siga en su cargo, ¿no?

La verdad es que no corresponde. Lo que uno esperaría es que el ministro convoque a los intendentes para hablar de la seguridad en el conurbano y no que entremos en discusiones sobre la libertad de expresión y cuestionen la capacidad de opinión de un dibujante, que puede estar errado pero que en democracia todas las opiniones son válidas. Un responsable de seguridad debe dedicarse a otro tema, a dar seguridad a los vecinos, a coordinar con nosotros las respuestas que se están necesitando.

-¿Qué se viene para Tres de Febrero?

Nosotros no paramos nunca. En 2020 la prioridad fue el Covid, y tuvimos que posponer algunas tareas, pero a medida que fuimos recuperando cierto aire salimos con todo. Tenemos un plan de obras muy intenso con obras pequeñas como rampas en esquinas y obras grandes como un túnel. Llegamos al 100% de LED, hicimos varios centros comerciales, seguimos renovando plazas, ni hablar la educación, estamos llegando al 100% de cloacas. La idea es seguir por ahí y recoger las inquietudes de los vecinos que sabemos cuáles son: inseguridad, trabajo y calles, seguimos arreglando un montón. El compromiso es ese: que el impuesto se vea en la calle en obras.

-¿Cuál fue la clave para ganar en un distrito históricamente peronista? ¿Qué tiene de distinta tu gestión?

Primero, tiene mucha cercanía con los vecinos, no tiene punteros, no tiene aparatos. Tiene transparencia, entrás a la municipalidad y la ves cambiada. Y ese cambio se refleja en más servicios y obras, antes el presupuesto se iba en punteros, gestores y negocios privados. Hoy entrás a la muni y la ves limpia y ordenada, los trámites son ágiles. Eso hace que la municipalidad se mueva. Hoy, el sector comercial y la PyME industrial se siente apoyado. Tenemos el apoyo de comerciantes que nos agradecen que fuimos flexibles en la normativa para que puedan trabajar. El laburo, en definitiva. No creo en la política sanata, en los que hablan y prometen y después no hacen nada. Hablamos detrás de los hechos y la gestión y eso hizo que pudimos reelegir en 2019. Hoy estamos sosteniendo un resultado de 11 puntos de diferencia, con un HCD que puede ser positivo para seguir con los cambios que estamos haciendo.

Fuente: (www.zonanortediario.com.ar)