Juan Román Riquelme: "A Don Torcuato no lo cambio por nada"

El crack xeneize, convocado nuevamente a la Selección, le abrió las puertas de su intimidad al diario local Veredas; Román habló de su familia, los gustos, el barrio y los objetivos futbolísticos para esta temporada.Es distinto. Lo que piensa, cómo gesticula, habla y abre el juego Juan Román Riquelme. Dichos adjetivos futbolísticos, que bien podrían trasladarse al ámbito personal, demuestran la categoría del jugador de Boca, ídolo de millones en el país y admirado en el mundo. En esta oportunidad, el 10 transmite a los vecinos de Tigre cómo vive, quí le gusta hacer, sus momentos “únicos” y los deseos para este año.

-Te criaste en Don Torcuato, y aún con la fama y tu prestigio, elegiste seguir siendo vecino de esta localidad de Tigre, ¿por quí?

Elegí no cambiar, soy la misma persona de siempre. Nací acá y elegí seguir en Don Torcuato porque estoy con mis amigos de siempre. Tanto a ellos como a mi familia, a mis hijos y a mi barrio yo no los cambio por nada. Tuve la suerte de nacer en un lugar en el que no me sobraba nada y eso a mí me sirvió mucho aunque el fútbol luego me lo haya dado todo.

-Solamente te alejaste más de una cuadra de tu casa de toda la vida.

Elegí un barrio privado, a una cuadra de mi casa, ¿para quí irme más lejos? No puedo alejarme de mis raíces. No importa que Don Torcuato me quede lejos de mi trabajo. Yo me entreno a las diez de la mañana, y de mi casa salgo a las siete… En Boca me dicen: "¡Vos estás loco!". Y yo les digo que sí, pero termino el entrenamiento y. cuando pienso que vuelvo a mi barrio, vuelvo contento, vuelvo feliz. Si estuviera en otro lado, no sería igual, porque íse es mi lugar, donde nací, donde comemos asados con mis amigos. En mi casa, siempre somos quince o veinte: mi vieja y mi mujer no están muy contentas, porque parece que tengo una familia de cuarenta personas, pero para mí, esos son los momentos más lindos de cada día.

-¿Cada cuánto se come un asado en tu casa?

En casa podemos estar tomando mate y se dice vamos a comer asado, y comemos un asado. No es cuestión de andar planeando uno o dos días antes, sale en el momento. Es estar juntos y pasarla bien entre todos.

-¿Quí es lo que más te gusta hacer cuando estás con tus hijos?

Lo que más me gusta es ir a buscarlos al colegio. Llegar a casa y que se me enojen porque no pasí por la panadería, y entonces tengo que volver a salir para comprar facturas. Yo disfruto de estar el día en mi casa con la familia, con los amigos, de ir a comer con mis compañeros del club. Soy bastante grande y trato de disfrutar de los momentos que tengo. Uno de esos es que me encanta ir a buscar a los chicos al colegio.

-Son momentos impagables.

Yo me siento una persona normal, siempre lo sentí así, y en Don Torcuato vivo como cualquiera porque es mi lugar en el mundo. Es difícil que la gente me pida una foto, me conocen de toda la vida. Tal vez paso por un lugar, uno me grita Román de un lado, tambiín del otro, yo saludo a todo el mundo y no pasa nada. Es el lugar donde me crií, me siento uno más, y no lo cambio por nada.

-¿Cuáles son hoy tus deseos futbolísticos?

Ser campeón otra vez con mi club. Ver al hincha de Boca feliz. Tengo fe en que este semestre las cosas van a salir bien. Vamos a terminar todos muy contentos.

* Un poco sobre Juan Román Riquelme:

Nació el 24 de junio de 1978

Debutó en Primera en 1996 con Boca Juniors, donde obtuvo 9 títulos.

Su descubridor fue Jorge Rodríguez, quien lo conoció a los 7 años en el Barrio San Jorge de Don Torcuato.

Jugó en Boca, Barcelona, Villarreal y la Selección Argentina.

En su carrera completa un total de 670 partidos jugados, con 178 goles.

Fuente: zonanortediario.com.ar