Avanza la integración de los barrios de San Isidro

El ministro de Desarrollo Social Daniel Arroyo, junto al intendente de San Isidro Gustavo Posse y la secretaria de Integración Socio Urbana de la Nación Fernanda Miño, firmaron un convenio por más de 137 millones de pesos mediante los cuales el gobierno nacional financiará obras de integración en el barrio Santa Ana de Boulogne, en el marco del programa “Argentina Unida por la integración de los barrios populares”, que serán ejecutadas por el Municipio.

“Estamos trabajando sin descanso para lograr la integración social y urbana de los barrios populares, porque sabemos que es el camino para garantizar derechos y generar puestos de trabajo. Cuando decimos que hay que unir a la Argentina lo decimos en serio, pensando la política con mayúsculas y no la polítiquería: hay que unir a la Argentina para ponernos de pie, empezando por las y los últimos”, afirmó Miño.

“La firma de este convenio es un avance muy importante para mejorar las condiciones de vida de la gente de este barrio. El programa comprende la construcción de desagües pluviales y cloacales, pavimentos, veredas y nuevas viviendas”, adelantó por su parte Posse.

En ese sentido, Arroyo agregó que el objetivo es urbanizar para mejorar las condiciones de infraestructura. “Además del derecho al hábitat detrás de esto hay un gran plan de trabajo que involucra a mucha gente; justamente la reconstrucción del país también pasa por el trabajo”.

El ministro de Desarrollo Social anunció que también se trabajará junto al Municipio en programas inclusivos para jóvenes de 18 a 29 años en situación crítica. Y otros proyectos para fomentar y asegurar la buena nutrición.

Por su parte Gustavo Aguilera, subsecretario de Asistencia Crítica nacional, también presente en el encuentro enfatizó: “Los procesos de urbanización de Barrios Populares generan aportes a toda la comunidad, a los vecinos que allí viven y a los vecinos que van a trabajar”.

“La apertura de calles, la iluminación, y la urbanización propiamente enriquecen al Barrio y genera mejores condiciones de seguridad para todos los vecinos”, concluyó.

Las obras beneficiarán a todo el barrio, garantizando el desagüe pluvial y cloacal, apertura de calles, pavimento, mejoramiento de veredas y pasillos, alumbrado público, arbolado y viviendas nuevas para relocalizaciones.

También estuvieron presentes la titular de la UDAI ANSES San Isidro Patricia Castro y el concejal del Frente de Todos Marcos Cianni.

Mejoras urbanísticas

El barrio Santa Ana tiene una población de 1.082 habitantes que conforman unas 265 familias. La superficie es de unas 2.76 hectáreas entre Camino Morón San Fernando, Figueroa Alcorta y Bagnatti.

Uno de los objetivos del programa es realizar desagües cloacales de Ipiranga, entre Bagnatti y Camino Real, así como también en los pasillos internos del barrio.

Este desarrollo posibilitará una óptima comunicación e interconexión barrial, garantizando un traslado seguro y saludable ante las diversas maneras de movilidad.

“La implementación de programas de pavimentación es fundamental para conseguir el desarrollo sostenible de los centros urbanos, ya que mediante estas obras de infraestructura se logran importantes beneficios como mayor seguridad vial; permanente accesibilidad bajo cualquier condición climática; mejor integración sociocultural de los vecinos; y un mayor desarrollo de emprendimientos comerciales e inmobiliarios”, dimensionó el secretario de Obras Públicas local, Bernardo Landívar.

Este plan de mejoras contempla la realización de veintidós (22) viviendas que tendrán dos o tres dormitorios, según la composición familiar (todos se desarrollarán en planta baja y serán de lote propio).

Al completar la traza de la calle Ipiranga, también se realizará la expansión de la red pluvial de desagües, permitiendo un mejor y más rápido escurrimiento de las aguas de lluvia.

Complementando los ramales de desagües se construirán cámaras de inspección y sumideros para calles pavimentadas.

Por otra parte, se realizarán veredas de hormigón peinado en ambos lados de la calle Ipiranga, sobre el frente de Bagnatti, José Figueroa Alcorta y Camino Real Morón San Fernando. El mismo tipo de vereda también se realizará en los diez pasillos internos del barrio.

Finalmente, las tareas se completarán con iluminación peatonal y postes de luz en su perímetro.

Fuente: (www.zonanortediario.com.ar)