Kreplak dijo que la mitad de las camas del sector público son ocupadas por personas con prepagas: “Hay saturación extrema”

El viceministro de Salud bonaerense, Nicolás Kreplak, aseguró hoy que la mitad de las camas del sector público están siendo ocupadas por personas con medicina prepaga y remarcó que “hay saturación extrema” en el AMBA.

“La situación ha llegado a sobrepasar la capacidad de respuesta. En la Ciudad de Buenos Aires, estimo que hace 2 semanas se empieza a observar fuertemente el vuelco de las personas con medicina prepaga al sector público. Hoy tenemos el 50 % de las camas del sector público, ocupadas con personas con obras sociales”, indicó Kreplak en declaraciones radiales.

En tanto, el funcionario consideró “difícil” hacer “un análisis de cuántas camas públicas quedan en un lugar” porque “el sistema entero está saturando al otro”.

“Tenemos ambulancias con mucha dificultad de conseguir un destino, sobre todo en el sector privado que tienen dificultades de conseguir camas. Hay saturación extrema”, manifestó, y expresó: “Llegar 12 horas después a una asistencia, pierde parte del efecto de prevenir”.

“Nos queda por ahora toda la semana que viene unos días de pico, de ingreso de pacientes con un sistema que no tiene la capacidad de atender más pacientes. El colapso nos va a suceder en tanto tengamos una incapacidad de seguir conduciendo el sistema de salud de la forma habitualmente se conduce”, remarcó el viceministro.

Asimismo, explicó que en la actual situación “la atención terapéutica está dejando de depender de la indicación, depende de la disponibilidad”.

“En verdad, en todos los países de Latinoamérica, hay injusticia social, hay inequidad social. Los sectores más vulnerables tienen más mortalidad que los sectores más acomodados porque esas camas es más escasa para el sector popular. El sistema de salud público en la Provincia, se triplicó. Creció casi el 300 por ciento. Eso hace que no hayamos tenido inequidad en la Provincia”, señaló.

Y comentó que eso “no se ve en la Ciudad” donde en “la primera ola la prevalencia de contagios” fue “siete veces superior en los sectores populares, que en los barrios céntricos”.

“El pueblo no puede estar fragmentado en materia de salud, necesita que haya un derecho a la salud. En la Provincia estamos empezando a trabajar, tratando de tener unificación de criterios entre la Obra Social provincial, IOMA y el Ministerio de Salud de la Provincia”, comentó.

“Con las medidas tomadas hasta el momento hay un impacto. Desde el punto de vista sanitario, logramos bajar una cantidad de casos”, concluyó.

Fuente:
(www.zonanortediario.com.ar / NA)