InicioINFORMACIÓN GENERALPolíticaGestos entre Alfonsín y De Narváez complican un acuerdo con Binner

Gestos entre Alfonsín y De Narváez complican un acuerdo con Binner

El candidato presidencial de la UCR, Ricardo Alfonsín, envió hoy nuevas señales de acercamiento al postulante a la gobernación bonaerense del peronismo disidente, Francisco De Narváez, mientras se complica la posibilidad de un armado nacional entre radicales y socialistas. En tanto, la Comisión de Acción Política del Partido Socialista (PS), conformada el martes pasado por la Mesa Directiva Nacional partidaria busca por estas horas cerrar una reunión "partido a partido" con el radicalismo para "zanjar" las diferencias surgidas entre ambas fuerzas en los últimos días a raíz de la resistencia del gobernador Hermes Binner a un acuerdo con De Narváez, de cara a octubre.

Según señaló, el diputado nacional (PS) Ricardo Cuccovillo, la reunión podría concretarse en las próximas horas, aunque distintas fuentes del radicalismo pusieron serias dudas de que se lleve a cabo.

"Nosotros vamos a seguir poniendo todos los esfuerzos para que la alianza estratígica con el radicalismo sea posible", dijo el socialista bonaerense.

En el radicalismo, en cambio, muchos piensan, que la alianza con el socialismo "está concluida", tal como sostuvo hoy el senador Gerardo Morales quien afirmó que "el esquema de Alfonsín con Binner está terminado".

En ese contexto, Alfonsín y Francisco De Narváez, exhibieron en las últimas horas más señales de acuerdo para el armado de un frente electoral de cara a octubre, pese a los cuestionamientos impuestos por el socialismo y el GEN.

De Narváez aseguró hoy que trabajará para que Ricardo Alfonsín "sea el próximo presidente de la Nación", mientras que el diputado radical pidió "terminar con los prejuicios" a la hora de abrir conversaciones con otras fuerzas políticas y consideró que el diálogo "tiene mayor sentido" cuando se da "entre quienes piensen diferente".

El candidato a la gobernación bonaerense por Unión Celeste y Blanco cuestionó tambiín al gobernador socialista Hermes Binner por condicionar el armado de un frente electoral, y advirtió que "conducir la política con personalismos y descalificaciones no es el camino".

En declaraciones a radio Mitre, el peronista disidente dijo que "hay conversaciones muy avanzadas" con Alfonsín y que trabajan "para construir un frente" de cara a los comicios de octubre.

En declaraciones difundidas por su equipo de campaña, Alfonsín declaró que "hay que terminar con algunos prejuicios respecto del diálogo" y advirtió que "no se pueden resolver los problemas serios de un país si no hay diálogo entre las fuerzas políticas".

"Hay quienes piensan que el diálogo no debe darse porque dicen, con este partido no dialogo con aquel otro tampoco porque pensamos muy diferente", sostuvo, y afirmó que pensar de esa forma "es un desconcepto" ya que "el diálogo tiene relevancia entre quienes más diferente piensan".

De Narváez, por su parte, señaló que buscará que a "la provincia de Buenos Aires no se la use como se la ha usado en un proceso porque tiene muchos votos" para que luego "quede descartada".

Sostuvo que trabaja para "una construcción nacional" con "eje en la provincia para imponer "un gobierno moderado con capacidad de diálogo y sin descalificaciones".

Por su parte, el gobernador de Santa Fe, Hermes Binner, quien el pasado lunes abrió la posibilidad de postularse a la Presidencia volvió a condicionar hoy el acuerdo con el radicalismo y sostuvo que para tejer una alianza electoral con vistas a octubre no podrán contar con íl si participan Francisco De Narváez o Mauricio Macri.

Fortalecido por el triunfo de su delfín y candidato a la gobernación, Antonio Bonfatti, en las primarias santafesinas, Binner advirtió a sus, hasta ahora, socios del radicalismo, que "si la definición es tener que pactar con De Narváez o con Macri, bueno, no cuenten conmigo".

En ese sentido, el mandatario agregó que "para hacer lo mismo que se está haciendo ahora, que sigan los que están, que siga el kirchnerismo. No porque sean lo mismo, sino porque a mí me interesa transformar la realidad positivamente".

En tanto, el senador radical y uno de los principales operadores políticos de Alfonsín, Gerardo Morales, volvió a dar casi por terminada la relación de radicales y socialistas, al señalar que "el esquema Alfonsín-Binner está terminado", en relación al binomio presidencial pensado por el hijo del ex presidente, Raúl Alfonsín, hasta el momento.

"La decisión del socialismo ya está tomada y es ir solos, pero entonces que la digan porque nosotros venimos esperando una respuesta porque nos la merecemos como partido amigo", sostuvo el senador jujeño, dando casi por terminada la relación con el socialismo, cuya conducción partidaria ratificó el lunes su rechazo a confluir con el peronista disidente.

Asimismo, Morales acusó a la fuerza encabezada por Binner de manejar "irresponsablemente" el vínculo con el radicalismo santafesino tras las primarias del último domingo y sostuvo que "algunos dirigentes del Frente Progresista en Santa Fe están con ese síndrome del triunfalismo".

El intendente de Santa Fe, el radical Mario Barletta, tambiín se pronunció al respecto y consideró que la indefinición de Binner sobre conformar una alianza con la UCR a nivel nacional "complica" la continuidad del Frente Progresista Cívico y Social en la provincia, que integran junto al socialismo, la Coalición Cívica (CC), de Elisa Carrió, el GEN y fuerzas provinciales.

Fuente: www.zonanortediario.com.ar

Artículos relacionados

Últimas noticias