A lo Boca

Boca empató con Arsenal 2 a 2 en un partido emocionante y se coronó campeón de la Recopa Sudamericana ya que en el partido de ida se había impuesto por 3 a 1; de esta manera Boca vuelve a convertirse en uno de los dos equipos con mayor cantidad de títulos internacionales en el mundo.
Boca volvió a lo más alto en el plano mundial ya que alcanzó al Milan con 18 títulos internacionales obtenidos tras empatar con Arsenal de Sarandí en la Bombonera 2 a 2 y conseguir así la Recopa Sudamericana.
El primer tiempo fue todo a pedir del conjunto dirigido por Ischia, dominio completo del balón y un gol de Rodrigo Palacio a los 6 minutos de comenzado el encuentro. Arsenal no consiguió en ningún momento quitarles la pelota a los jugadores xeneixes, y cuando lo lograban, lo perdían rápidamente en jugadas aisladas.
El entretiempo no cambió demasiado el desarrollo del partido. Boca seguía siendo claro dominador en los primeros minutos de la segunda parte. Pero el quiebre se dio a los 14 minutos cuando los dirigidos por Garnero aprovecharon una mala salida de Caranta para anotar el empate. Boca pareció dormirse a partir de ese momento y le permitió a los de Sarandí tomar confianza. Tanto es así, que los intentos timoratos del conjunto del Viaducto terminaron en el segundo gol tras un cabezazo de Matos en el primer palo que sorprendió al arquero boquense. A esta altura del encuentro Arsenal ya había sufrido la expulsión de Baez.
Un gol más de Arsenal hubiese significado la definición desde el punto del penal, ya que en el primer partido de la final Boca había ganado 3 a 1 en el estadio de Racing.
A los 35 minutos el equipo fundado por Julio Grondona quedó con dos hombres menos ya que fue expulsado Cristian Díaz, sin embargo esto no fue impedimento para que los del sur siguieran presionando al equipo de Ischia. Con el sufrimiento a cuestas Boca volvió a dominar el balón en los últimos minutos y en tiempo de descuento Riquelme empató el encuentro tras un exquisito tiro libre desde el costado izquierdo que pegó en el palo y tras rebotar en la espalda del arquero ingresó al arco.
Ahora Boca, que consiguió nuevamente el mote de “Rey de Copas”, deberá centrar su atención en el Apertura y la Sudamericana. Se avecinan tiempos difíciles, no sólo por el trajín de partidos que significa afrontar dos torneos, sino que tambiín deberá encararlos sin su ídolo Martín Palermo.

Fuente: zonanortediario.com.ar