ARBA extendió beneficio para monotributistas: hasta fin de año dejará de tomarles pagos anticipados de Ingresos Brutos

La Agencia de Recaudación de la provincia de Buenos Aires prorrogó hasta el 31 de diciembre la exclusión de los regímenes de retenciones y percepciones a monotributistas bonaerenses que, de esa forma, no pagarán adelantos vinculados al Impuesto sobre los Ingresos Brutos.

Este beneficio, que se publicó hoy en el Boletín Oficial, se implementó en julio de este año y se extendía hasta el 30 de noviembre con el objetivo de acompañar a sectores afectados por la pandemia. La Agencia decidió continuar hasta fin de año con la medida que favorece a autónomos, cuentapropistas, comercios, microempresas, pymes, entre otros pequeños contribuyentes.

Cristian Girard, director de ARBA, explicó que “esta medida se suma a otro conjunto de beneficios impulsados por el gobierno de Axel Kicillof desde el inicio de la pandemia para acompañar a las y los contribuyentes que se vieron afectados y para favorecer la recuperación productiva”.

“La reactivación económica y el impacto de estas iniciativas impulsadas por la gestión tributaria nos permitieron una rápida recuperación de los recursos propios de la Provincia. Nuestro objetivo es la simplificación tributaria, reducir la carga impositiva y financiera de pymes, comercios, profesionales, cuentapropistas y microempresas”, destacó Girard.

La iniciativa prevé que no se apliquen retenciones sobre movimientos en cuentas bancarias u operaciones con tarjetas de crédito, así como tampoco percepciones cuando realicen una compra a los proveedores.

Las retenciones y percepciones operan como un pago a cuenta de lo que se debe tributar por Ingresos Brutos, de manera que el beneficio consiste en eliminar directamente los anticipos del impuesto, evitando también la acumulación de saldos a favor con el fisco.

Las y los contribuyentes podrán mantener el beneficio de forma permanente más allá de este año si optan por adherir al régimen de Ingresos Brutos Simplificado que ARBA puso en marcha en agosto, y que ya sumó a 400 mil monotributistas de toda la Provincia. Este sistema posibilita pagar en una misma cuota mensual unificada el Monotributo nacional e Ingresos Brutos provincial, de acuerdo a la categoría de cada contribuyente; además, suma la posibilidad de no presentar más declaraciones juradas ante ARBA.

En ese sentido, Girard, concluyó que “la implementación del régimen simplificado agiliza el cumplimiento tributario de los pequeños contribuyentes, reduce trámites y quita carga administrativa, beneficiando a quienes se adhieran”.

Fuente: (www.zonanortediario.com.ar)