La Ciudad y la Corte Suprema firmaron un convenio de cooperación

El jefe de Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires, Mauricio Macri, suscribió un convenio de cooperación con los ministros de la Corte Suprema de Justicia de la Nación que promueve el desarrollo de acciones conjuntas para combatir la violencia domística y brindar asistencia a las víctimas de esa clase de delitos.
Macri sostuvo que la firma de este acuerdo se vincula "con la obsesión que moviliza a nuestro Gobierno para avanzar en todo lo que signifique una mejor calidad de vida para los ciudadanos".

"En este caso sumando esfuerzos para acompañar la tarea de una batalladora que desde hace mucho tiempo viene trabajando contra la violencia domística, como la jueza Highton de Nolasco", agregó.

Durante el acto, celebrado en el Palacio de Tribunales, el titular de la Corte, Ricardo Lorenzetti, recordó que hace dos años el tribunal decidió "poner en marcha una Oficina de Violencia Domística para garantizar un servicio de justicia más rápido y directo" frente a este tipo de casos .

Lorenzetti subrayó que la Oficina, que comenzará a funcionar a partir del próximo 15 de septiembre, "necesita para su implementación de un acuerdo de cooperación con la Ciudad de Buenos Aires, que es lo que estamos firmando para dar un paso importante en un tema de enorme trascendencia".

La ceremonia tambiín contó con la presencia de la vicejefa de Gobierno de la Ciudad, Gabriela Michetti, y de los ministros de Salud, Jorge Lemus; de Desarrollo Social, María Eugenia Vidal, y de Seguridad y Justicia, Guillermo Montenegro.

En representación de la Corte asistieron, además, dos de las principales impulsoras de esta iniciativa, las juezas Elena Highton de Nolasco -vicepresidenta del alto tribunal- y Carmen Argibay Molina.

Macri señaló que la violencia domística marca "una problemática que se ha acentuado en todo el mundo, que alcanza a todas las clases sociales y a las religiones y a la que hay que dedicarle mucha atención a travís del trabajo social en los hogares y dándole tranquilidad a las mujeres para que sepan que pueden venir y denunciar, que el Estado las va a ayudar".

En este sentido, el jefe de Gobierno consideró que "muchas veces en estos temas prima el miedo y la falta de confianza en el Estado y en su capacidad para defender a las víctimas". Sin embargo, confió en que "esa tendencia se podrá revertir a partir de la firma de acuerdos como el que suscribieron la Ciudad y la Corte, que permitirá "desarrollar acciones conjuntas y coordinadas en defensa de las personas que sufren este tipo de agresión sistemática".

Fuente: zonanortediario.com.ar