Conmemoración del Día de la Industria

En el Día de la Industria, la presidenta Cristina Fernández abogó por "replantear la lógica del capitalismo a partir de la crisis de los mercados financieros y fijar en un modelo de acumulación de matriz diversificada y nacional para reimpulsar el desarrollo económico".
La presidenta Cristina Fernández encabezó esta noche el acto de conmemoración del Día de la Industria en la sede de la Unión Industrial Argentina.
En el acto se anunció la construcción de un nuevo predio ferial que se erigirá en los terrenos del Organismo Nacional de Administración de Bienes (ONABE), situados en jurisdicción de la Estación Buenos Aires, en la zona sur de la Capital, y en el cual se preví realizar los actos conmemorativos del bicentenario de la Revolución de Mayo de 1810. La obra conllevará una inversión de más de 100 millones de pesos.

En el acto, la Presidenta expresó que el mundo atraviesa hoy "algo más que una crisis financiera". "Es una profunda crisis de paradigmas culturales en materia económica", sostuvo Cristina Fernández. "Uno de los principales problemas es que se ha roto la lógica del capitalismo", aseguró la jefa de Estado, para agregar enseguida que "es obligación de quienes están al frente de gobiernos y corporaciones" asumir esta nueva realidad mundial.

Por eso, abogó por fijar en un modelo de acumulación de matriz diversificada y de concepción nacional para consolidar el desarrollo económico.

En otro orden, la mandataria adelantó que a travís de gestiones del Ministerio de Planificación Federal e Inversiones se ha acordado el precio de la denominada "garrafa social", elemento que permitirá proveerse de gas envasado a miles de hogares que lo utilizan como principal combustible. Y tambiín reveló que se enviarán proyectos al Parlamento para desarrollar la industria autopartista de motocicletas, "con premios e incentivos a las empresas que inviertan en el país".

Además, Cristina Fernández dijo que es necesario "ponernos a discutir en serio" gobierno, empresarios y trabajadores, acerca de cómo seguir sosteniendo el modelo de desarrollo industrial vigente "cuando empiezan las pujas sectoriales" en torno al nivel de inflación y el tipo de cambio. "No hay que tenerle miedo a los reclamos sectoriales, pero hay que articular los intereses para que haya equilibrio y cohesión social, para lograr una distribuición del ingreso más justa", aseveró la Presidenta.

Por su parte, el presidiente de la UIA, Juan Carlos Lascurain, sostuvo que "es un momento especial" para nuestro país porque "este modelo productivo que fomenta la inversión y el trabajo está enfrentando una serie de desafíos en el marco de una crisis financiera internacional sin precedentes". Por eso, pidió "no dejar resquicio alguno" por el que puedan filtrarse consecuencias graves para nuestra industria. "Es vital mantener la protección de la industria domística", dijo Lascurain.

El dirigente abogó por fotalecer el superávit comercial, preservar el empleo, y fomentar medidas de protección de la industria local.

Acompañaron a la Presidenta en el acto el gobernador de la provincia de Buenos Aires, Daniel Scioli; el gobernador de la provincia de San Juan, Josí Luis Gioja; el gobernador de Santiago del Estero, Gerardo Zamora; el jefe de Gabinete de Ministros, Sergio Massa; el ministro del Interior, Florencio Randazzo; el minsitro de Relaciones Exteriores, Jorge Taiana; el ministro de Economía, Carlos Fernández; el ministro de Planificación Federal, Inversión Pública y Servicios, Julio De Vido; el ministro de Trabajo, Carlos Tomada; el secretario general de la Presidencia, Oscar Parrilli; autoridades nacionales y provinciales, legisladores, empresarios e invitados especiales.

Fuente: zonanortediario.com.ar