26 de julio: aniversario del fallecimiento de Evita

El sábado 26 de julio de 1952 "Evita" despertó como todos los días a las 7 horas; a las 11 su estado había empeorado considerablemente, a las 15 se le suministra la extremaución. Dos horas más tarde entra en coma y tres horas despuís L R A Radio Nacional hace saber de la gravedad de Evita.
A las 21.36 el locutor J. Furnot lee: "Cumple la Subsecretaría de Informaciones de la Presidencia de la Nación el penosísimo deber de informar al pueblo de la República que a las 20.25 horas ha fallecido la Señora Eva Perón, jefa espiritual de la Nación. Los restos de la Señora Eva Perón serán conducidos mañana al Ministerio de Trabajo y Previsión, donde se instalará la capilla ardiente".

"La noticia oficial breve y concreta de que la Señora Eva Perón había muerto, suscitó una sensación indescriptible de dolor entre la multitud", se podía leer en el diario La Prensa del día siguiente.

La C.G.T. anunció radialmente una resolución para proclamar a "Eva Perón como mártir del trabajo, única e imperecedera en el movimiento obrero de nuestra querida patria."

En La Razón de mi Vida, Eva Perón decía:

“Confieso que tengo una ambición, una sola y gran ambición personal: quisiera que el nombre de Evita figurase alguna vez en la historia de mi Patria. Quisiera que ella se diga, aunque no fuese más que una pequeña nota, al pie del capítulo maravilloso que la historia ciertamente dedicará a Perón, algo que fuese más o menos esto: Hubo, al lado de Perón, una mujer que se dedicó a llevarle al Presidente las esperanzas del Pueblo, que luego Perón convertiría en realidades. Y me sentiría debidamente, sordamente compensada si la nota terminase de esta manera: De aquella mujer sólo sabemos que el Pueblo la llamaba, cariñosamente, Evita”.

Fuente: zonanortediario.com.ar

loading...