Marcelo Ibarra: “Hasta ahora la política nos miraba desde arriba, ahora, aunque a muchos les moleste estamos a la par”

Quiero agradecer a cada uno de los compañeros del Movimiento Evita, este fue un año extremadamente duro, comenzamos con la alegría de haber ganado la elección al macrismo, pero en marzo la pandemia nos atravesó de lado a lado.

En un balance a diez meses de este flagelo, estoy sorprendido de la capacidad de cada uno de nuestros militantes, que, pese a los temores por este enemigo invisible, tomaron con mucha responsabilidad su rol al lado de nuestros vecinos, convirtiéndose cada uno en trabajadores esenciales.

Desde el primer día comenzamos a paliar la crisis alimentaria, sin dudarlo reforzamos las ollas, acercamos comida a quienes fueron alcanzados por el virus, comenzamos con las postas sanitarias en diversos barrios de nuestro distrito, entregamos cuadernillos educativos y se continuo con apoyo escolar a cientos de pibes y pibas de nuestras barriadas.

Me emociono cada vez que pienso en las compañeras, en su sacrificio, buscando a familias, pasando frio al lado de la olla, a pesar de que a veces no alcanzaba, se las arreglaron para que no faltara un plato de comida y saliendo a buscar a los pibes que necesitan hoy una ayuda para volver a la escuela, esas compañeras que sin dudarlo se pusieron a la par de los últimos de la fila, multiplicando la comida como nos enseñó Jesús, son las protagonistas de este año 2020.

Desde mi humilde lugar como referente de nuestro Movimiento en el distrito, hemos demostrado que podemos sostener, contener situaciones extremas, pintar escuelas, terminar una biblioteca, colaborar en la limpieza de nuestros barrios, generar emprendimientos productivos, reconstruir una Argentina arrasada por una crisis heredada del macrismo y atacada por esta pandemia, día a día nuestros militantes se preparan para estar a la par de los que menos tienen, respetando los protocolos sanitarios.

Por eso estamos contentos del reconocimiento del presidente, pues hasta ahora la política nos miraba desde arriba, hoy, aunque a muchos les moleste, estamos a la par, seguiremos en la trinchera, no nos tomamos vacaciones, demostramos tener capacidad para enfrentar el virus y el año próximo lo derrotaremos como dice Emilio Pérsico.

Nuestra realidad

Sin dudas nuestro país, atraviesa una de las crisis más profundas de su historia, la ausencia del Estado en la época del macrismo agravó la situación de los sectores más vulnerables, así lo entendimos desde nuestro movimiento y luchamos incansablemente para que el año pasado ganara frente de todos, que hizo presidente de la Nación al compañero Alberto Fernández.

Esta crisis heredada sin lugar a dudas se agravo con la llegada de la pandemia, lo que nos deja un saldo de millones de argentinos sumidos en la pobreza. Si bien este gobierno trato de paliar esta crisis sin precedentes, mi visión es que faltan muchas cosas por hacer, pues los últimos datos nos dicen que tendremos índices de pobreza muchos más altos.

El futuro

Tengo varios desafíos, sin dudas el primero es terminar la obra de 122 viviendas del barrio Amancay, que quedó a medio terminar durante la anterior gestión, una decisión de Macri y Vidal, que paralizó esta obra que dará una solución habitacional a más de una centenar de familias, nosotros cumplimos nuestra tarea en tiempo y forma, hoy tengo fe de que junto al intendente Ariel Sujarchuck gestionaremos los fondos necesarios para terminar esta obra que me produce vergüenza ajena cada vez que la recorro, fortaleceremos nuestro accionar luchando por tierra, techo y trabajo para los más necesitados.

Mi segundo desafío es no descuidar los barrios de nuestro distrito, siento mucha tristeza cada vez que vemos la necesidad de los vecinos, es por eso que seguiremos con las ollas populares, la asistencia alimentaria, las postas sanitarias y el acompañamiento a pibes y pibas de nuestro distrito para que terminen sus ciclos lectivos.

También seguiremos fortaleciendo desde la Dirección de Economía Popular, la asistencia a los miles de trabajadores y trabajadores de este sector, que sin dudas necesitan mejorar sus conocimientos en cada rama a la que pertenecen.

Por último, creo es necesario en Escobar mejorar el vínculo con todos los sectores productivos, para que los escobarenses accedan al trabajo genuino, nuestra zona es privilegiada, pues tenemos industria automotriz, empresas farmacéuticas, biotecnológicas, turísticas, nuestro parque industrial es uno de los más importantes del conurbano, entonces el gran desafío es que nuestros vecinos accedan a trabajos dignos.

Vamos a enfocarnos en desarrollar políticas de salud, trabajo, educación y vivienda, porque creemos que nuestro país debe salir adelante con políticas consensuadas, para llegar a una patria libre, justa y soberana.

Fuente:
(Por Marcelo Ibarra – dirigente del Movimiento Evita Escobar)