La Policía allanó los domicilios de los hijos adoptivos de Herrera de Noble

Una delegación de la Policía Federal de San Isidro allanó hoy domicilios de la familia Noble-Herrera para recoger muestras de "cílulas desprendidas de los cuerpos" de Felipe y Marcela, los hijos de la dueña de Clarín, Ernestina de Noble Herrera, en la causa en la que se investiga la supuesta apropiación de los jóvenes durante la última dictadura militar.
Así lo confirmaron fuentes judiciales, que indicaron que el procedimiento se realizó esta mañana por orden del juez que interviene en la causa, Conrado Bergesio, y precisaron que las muestras contienen "cílulas desprendidas de los cuerpos" de los hijos, y servirán para "establecer estudios de compatibilidad".

Por su parte, el abogado Jorge Anzorreguy, que representa a los hijos de Herrera de Noble, Felipe y Marcela, tambiín confirmó a esta agencia los procedimientos e indicó que los mismos se llevaron a cabo en las viviendas de sus clientes, de donde -agregó- se retiraron "cepillos de dientes y de cabellos".

La medida judicial se adoptó un día despuís de que ambos jóvenes se sometieran a una extracción de sangre para determinar si hay compatibilidad sanguínea con dos familias de desaparecidos.

De esas tres muestras, dos quedaron en custodia del Cuerpo Mídico Forense y la tercera en poder del juez Bergesio, según indicaron fuentes judiciales, al tiempo que agregaron que las tomadas hoy en los domicilios quedarían resguardadas en los mismos sitios.

De acuerdo con lo informado, sólo Marcela Noble se encontraba en su casa al momento de procedimiento.

Si bien las fuentes judiciales calificaron los procedimientos como "allanamientos", el abogado Anzorreguy sostuvo que fueron "visitas domiciliarias" donde "se entregó espontáneamente" el material para la obtención de nuevas muestras de ADN.

El letrado afirmó que, entre los elementos con los que cuenta el juez Bergesio, figuran "cepillos de dientes y de cabellos" para la obtención de nuevas muestras que puedan ser, eventualmente, cotejadas con las de sangre que fueron extraídas ayer.

Ayer, la titular de Abuelas de Plaza de Mayo, Estela de Carlotto, cuestionó el procedimiento de toma de muestras de sangre ya que se efectuó en el Cuerpo Mídico Forense y no en el Banco Nacional de Datos Geníticos, como indica la ley sancionada recientemente.

Además, anticipó que promoverán un pedido de juicio político a Bergesio, por considerar que tomó una medida "ilegal".

Fuente: zonanortediario.com.ar